CONCATENACIONES: La batalla ha comenzado

Fernando Irala

Más de una semana después de los comicios en cuatro entidades del país, para las autoridades electorales las cifras están claras y los resultados ciertos, pero para los perdedores en el estado de México y en Coahuila la historia no ha terminado; en ambos casos impugnan el proceso y tratan de revertirlo.

Si desde antes de la jornada electoral era evidente que se convertiría en una medición de fuerzas para determinar los posicionamientos y las estrategias de los partidos y sus líderes rumbo a la elección presidencial de 2018, lo ocurrido nos muestra el tono que tendrán las campañas y lo cruento de la lucha por el poder en la que ya estamos inmersos.

En particular, la elección mexiquense es ilustrativa desde varios aspectos. Su no muy contundente triunfo exhibe al mismo tiempo la debilidad y decadencia de la vieja aplanadora; ganan por tres puntos, pero de cada tres votos, dos son emitidos por opciones contrarias.

Otra evidencia es la sorprendente fuerza de la izquierda, sumados los sufragios de Morena, el PT y el PRD, logran prácticamente la mitad de la votación. Y lo más sorprendente es la incapacidad de esas tendencias para llegar a consensos que les permitan hacerse del poder.

Más que la mafia a la que todos los días denuncia López Obrador, o las irregularidades de las que mucho se habla aunque habrá que probar ahora, la izquierda tiene en su división la trampa que le impide hacerse con la victoria. Esa división, no hay que olvidarlo, comenzó con el abandono del PRD por quienes hoy constituyen Morena, aunque luego se extrañen porque el perredismo no se postre ante ellos.

Frente a su beligerancia en el resto de los comicios estatales, la caída estrepitosa del panismo en el estado de México, uno de sus bastiones más tradicionales, también llama la atención. Una casusa básica es que su candidata mostró por segunda vez una falta de conexión con el electorado, pues no emocionó ni a los militantes blanquiazules. Pero también tiene que ver con la lucha interna en el panismo con miras a dirimir quién será su abanderado el año próximo.

El espacio se termina, pero la gran batalla apenas comienza.

Be the first to comment on "CONCATENACIONES: La batalla ha comenzado"

Leave a comment

Your email address will not be published.


*